Las carillas dentales

Las carillas dentales o fundas dentales, son finas láminas cosméticas de porcelana que se colocan en la parte externa de los dientes. Su función principalmente es mejorar la estética dental. Se usan sobre todo para cambiar el color de los dientes cuando no pueden ser tratados con blanqueamiento dental. También se usan para cubrir imperfecciones o cambiar la forma de los dientes. En definitiva, es un recurso de la odontología que permite modificar y mejorar la estética de la sonrisa de las personas, con un procedimiento mínimamente invasivo y con unos tiempos de ejecución más cortos que con otros tratamientos dentales.

El objetivo de las carillas, es corregir problemas estéticos:

Cierre de espacios interdentales, diastemas…
Corrección de tamaño en dientes demasiado pequeños.
Corrección de posición en uno o varios dientes atrasados o rotados.
Dientes anteriores con múltiples empastes antiestéticos.
Dientes con tinciones severas que no es posible blanquear.
Rejuvenecimiento dental.

Tipos Carillas dentales

Carillas de Porcelana
Son especialmente resistentes y duraderas en el tiempo. Además, proporcionan una alta estética, ya que imitan muy bien el diente natural y no se tiñen ni cambian de color.

Carillas de Composite
Ofrecen un buen acabado estético pero son menos duraderas a largo plazo que las de porcelana. Están indicadas para los casos más sencillos y en pacientes muy jóvenes.

Pide cita sin compromiso y te explicaremos en qué consiste el tratamiento y sus importantes ventajas. En Clínica Manrique + Pedraza, diseñamos tu sonrisa…